¿Comer marisco sube el colesterol? ¡Descubre la verdad!

¿Comer marisco sube el colesterol? ¿Hay relación?

Siempre se ha dicho que el marisco es un alimento sano, pero cada vez más personas afirman que tiene un alto índice de colesterol. ¿Cuál es la realidad?

Al pensar en los diversos razonamientos que existen en torno al marisco, cabe preguntarse: ¿es cierto que el marisco tiene colesterol? Pues sí, la realidad es que el marisco es un alimento que tiene colesterol. Aunque cabe matizar que no todos los mariscos son iguales a nivel nutricional, ni tienen la misma cantidad de esta sustancia.

También hay que tener en cuenta que el marisco es un ingrediente que generalmente se consume de forma ocasional y suele tomarse en fechas señaladas, como vacaciones de verano o Navidades, ya que comprarlo no es precisamente barato.

Aunque es cierto que el marisco contiene colesterol, también ofrece otros beneficios como su alto contenido en Omega 3 Clic para tuitear

Por lo tanto, al ser un alimento que no suele formar parte de la dieta diaria y puesto que, además de colesterol, también es fuente de grasas buenas (Omega 3), la cosa no es tan dramática como podíamos esperar.

¿Cuáles son las propiedades del marisco?

Sabemos que los mariscos poseen un contenido bajo en grasa y que son una buena fuente de proteínas.

En una publicación de expertos de la Agencia Española de Consumo, Seguridad Alimentaria y Nutrición (AESAN) nos dicen además que pescados y mariscos contribuyen a la ingesta de minerales como el yodo, el selenio y el calcio, y de vitaminas A y D. También son ricos en ácidos grasos poliinsaturados Omega 3.

Las personas que sufren de colesterol alto o hipertensión deben regular su consumo de marisco Clic para tuitear

Ahora bien, como algunos de ellos poseen también colesterol, si lo tenemos alto habrá que limitar su consumo según nos recomienden. No obstante, aunque algunos de ellos tengan esta peculiaridad el beneficio de su consumo es importante.

Desde la Fundación Española del Corazón nos recuerdan que los ácidos grasos omega 3, DHA y EPA, que son los que más abundan en los pescados azules principalmente, contribuyen a que el corazón funcione bien y que además se mantengan unos niveles normales de colesterol en sangre.

¿Comer marisco sube el colesterol? ¡Descubre la verdad!

¿Qué tipo de marisco tiene más colesterol?

Como vemos, el consumo de marisco dependerá de nuestro índice de colesterol, entre otros factores, y de las recomendaciones médicas que nos den.

Ahora bien, conocer los niveles de colesterol que aporta una u otra clase de marisco, puede ayudarnos a su consumo moderado.

Desde Yo Elijo Cuidarme te hemos preparado un listado del marisco y sus aportes de colesterol, ordenados de más a menos:

Caviar

Es un alimento que no solemos consumir, entre otras cosas por su elevado precio. Pero no hay razones para echarlo en falta ya que, aunque se consume en pequeñas cantidades, sus niveles de sal son desproporcionados, al igual que de colesterol (440 mg por cada 100 gramos).

Calamar

Es mejor tomarlo solo de manera muy ocasional si tienes el colesterol alto, ya que contiene hasta 220 mg de colesterol por cada 100 gramos.

Para no añadir más grasas al plato, lo mejor es cocinarlo a la plancha.

Gamba

La gamba es un clásico de nuestra gastronomía que hay que consumir con moderación, ya que es uno de los mariscos que más colesterol aporta a nuestra dieta: hasta 200 mg de colesterol por cada 100 gramos.

Por eso es necesario limitar su consumo cuando tenemos el colesterol alto y, muy importante, no chupar nunca la cabeza (aunque sea toda una tentación). En la cabeza de la gamba es donde se concentra la mayoría del colesterol, además de que puede haber acumulado metales pesados como el cadmio, muy perjudicial para nuestra salud.

La mejor manera de consumir el marisco es a la plancha, para evitar la subida del colesterol Clic para tuitear

Bogavante

El bogavante es posiblemente el crustáceo más ligero, ideal para tomarlo solo aunque resulta también perfecto si lo añadimos al arroz.

Sin embargo, no debes abusar de él si tienes el colesterol alto, porque por cada 100 gramos de este sabroso crustáceo obtenemos 150 mg de colesterol.

Tampoco es recomendable consumirlo en exceso si padeces hipertensión, ya que es muy rico en sodio.

Sepia

La sepia es uno de los mariscos con los que más moderados hemos de ser. No solo es muy rico en colesterol (110 mg de colesterol por cada 100 gramos), también es muy rica en sodio, lo que no la hace aconsejable cuando tenemos hipertensión.

Como contrapartida, es rica en minerales como hierro, calcio, fósforo y zinc, además de en vitaminas A, B y E.

Mejillón

Son el molusco de concha que aporta más colesterol (63 mg de colesterol por cada 100 gramos). Aun así, es un contenido bajo si lo comparamos con otros mariscos.

A su favor juega su alto contenido en hierro, superior incluso a la carne de ternera o de cerdo. Además son muy bajos en calorías y son deliciosos cocinados sencillamente al vapor (sin olvidar el chorrito de limón tras la cocción).

Ostra

Este marisco es sinónimo de glamour y buen gusto y si te gustan las ostras, son un placer que te puedes permitir sin culpa, siempre que te asegures de que están en buen estado, especialmente si las consumes crudas.

Son ricas en calcio, hierro, fósforo y selenio, además de contener solo 50 mg de colesterol por cada 100 gramos. Si no te gustan crudas, puedes consumirlas a la plancha, escabechadas o asadas.

Almeja

Las almejas son el molusco que tiene menos colesterol, además de ser bajo en calorías (solo 47 Kcal por cada 100 gramos).

Ricas en hierro, las almejas son un alimento versátil del que puedes disfrutar al vapor, crudas, en arroz, con salsa marinera… Aprovecha sus infinitas posibilidades e inclúyelas en tus aperitivos de verano.

Los moluscos de concha, considerados como marisco, tienen reducidos niveles de colesterol. Clic para tuitear

Pulpo

Le pulpo siempre es una excelente opción, porque todo son virtudes: es un marisco bajo en colesterol y en grasas (solo 52 Kcal por cada 100 gramos).

En cuanto a su aporte nutritivo, el pulpo es rico en minerales como el hierro, el calcio y magnesio, además de en vitaminas del grupo B, como el ácido fólico.

¿Te ha parecido interesante este artículo? Pues anímate a compartirlo con tus conocidos y amigos en las redes sociales para que ellos también puedan saber la verdad sobre el marisco y el colesterol.

¿Necesitas ayuda para elaborar tu menú semanal y controlar así tu colesterol? Pues contáctanos a través de nuestro Servicio Gratuito de Nutrición Online y te ayudaremos.

Nosotros ya hemos hecho nuestra lista de la compra con ingredientes bajos en colesterol, porque Yo Elijo Cuidarme, ¿y tú?

Deja tu comentario